Ereshkkigal: Diosa Del Inframundo. Reina De Los Muertos

Ereshkkigal
Ereshkkigal

En la mitología mesopotámica, Ereshkkigal era señalada como la reina del inframundo o la diosa de los muertos. En mitos semíticos posteriores se dice que ella gobernaba Irkalla junto a su marido Nergal. El templo principal dedicado a ella se encontraba en Kutha. En el antiguo poema sumerio Descenso de Inanna al inframundo, Ereshkkigal se describe como la hermana mayor de Inanna. Los dos mitos principales que involucran a Ereshkkigal son la historia del descenso de Inanna al inframundo y la historia del matrimonio de Ereshkkigal con el dios Nergal.

1.  Mitología

En la antigua mitología sumeria, Ereshkkigal es la reina del inframundo. Es la hermana mayor de la diosa Inanna. Inanna y Ereshkkigal representan polos opuestos. Inanna es la Reina del Cielo, pero Ereshkkigal es la reina de Irkalla y juega un papel muy importante en dos mitos particulares.

El descenso de Inanna al inframundo

El primer mito de Ereshkkigal se describe en el antiguo poema épico sumerio de “El descenso de Inanna al inframundo”. En el poema, la diosa Inanna desciende al Inframundo, aparentemente buscando extender sus poderes allí.

Ereshkkigal es descrita como la hermana mayor de Inanna. Cuando Neti, el guardián del inframundo, informa a Ereshkkigal de que Inanna está a las puertas del inframundo, exigiendo que se le deje entrar, Ereshkkigal responde ordenando a Neti que cierre las siete puertas del inframundo y que abra cada una de ellas por separado, pero sólo después de que Inanna se haya quitado una prenda de vestir. Inanna pasa por cada puerta, quitándose una prenda de vestir en cada puerta.

Finalmente, una vez que ha pasado por las siete puertas se encuentra desnuda e impotente, de pie ante el trono de Ereshkkigal. Los siete jueces del Inframundo juzgan a Inanna y la declaran culpable. Inanna es golpeada hasta la muerte y su cadáver es colgado de un gancho en el Inframundo para que todos lo vean.

El ministro de Inanna, Ninshubur, sin embargo, suplica a Enki y Enki acepta rescatar a Inanna del Inframundo. Enki envía a dos seres sin sexo al Inframundo para revivir a Inanna con la comida y el agua de la vida.

Los seres sin sexo escoltan a Inanna desde el Inframundo, pero una horda de furiosos demonios sigue a Inanna desde el Inframundo, exigiendo llevar a alguien más al Inframundo como reemplazo de Inanna. Cuando Inanna descubre que su marido, Dumuzid, no ha llorado su muerte, se pone furiosa con él y ordena a los demonios que tomen a Dumuzid como su reemplazo.

Matrimonio con Nergal

La invitaron a enviar un mensajero, y ella envió a su visir Namtar en su lugar. Fue tratado bien por todos, excepto por la falta de respeto de Nergal, que no se le levantó. Como resultado de esto, Ereshkkigal exigió que Nergal fuera enviado al inframundo para expiar.

En una versión, Nergal viaja al inframundo junto con 14 demonios. Cuando llega, el portero Neti recibe órdenes de Ereshkkigal de permitirle atravesar las siete puertas, despojándole de todo hasta el salón del trono, donde sería asesinado. Pero en cada puerta, Nergal pone dos demonios. Cuando llega al trono tira a Namtar y arrastra a Ereshkkigal al suelo.

Está a punto de matarla con su hacha cuando ella suplica por su vida, prometiéndole que será su esposa y que compartirá su poder con él. Él consiente. Sin embargo, Nergal aún debe abandonar el inframundo durante seis meses, por lo que Ereshkkigal le devuelve sus demonios y le permite atravesar el mundo superior durante ese tiempo, después de lo cual regresa a ella. Este mito muestra cómo se libra la guerra en temporada.

En una tradición posterior, Nergal viaja bajo el consejo de Enki, quien le advierte que no se siente, coma, beba o se lave mientras esté en el inframundo, así como que no tenga relaciones sexuales con Ereshkkigal. Sin embargo, aunque respeta todas las demás advertencias, Nergal sucumbe a la tentación y permanece con la diosa durante seis días.

En la séptima, se escapa de nuevo al mundo superior, lo que hace que Ereshkkigal se altere. Namtar es enviado a traer a Nergal de vuelta, pero Enki lo disfraza de un dios menor y Namtar es frustrado. Ereshkkigal finalmente se da cuenta del engaño y exige a Nergal que regrese de nuevo. Esta vez Nergal regresa solo, destronándola violentamente, pero luego vuelven a mentir por otros seis días. Después, Nergal se convierte en el marido de Ereshkkigal.

2.  Interpretación de mitos

Se teoriza que la historia del descenso de Inanna se cuenta para ilustrar la posibilidad de un escape del Inframundo, mientras que el mito de Nergal pretende reconciliar la existencia de dos gobernantes del Inframundo: una diosa y un dios.

La adición de Nergal también representa la tendencia armonizadora de unir a Ereshkkigal como la reina del inframundo con el dios que, como dios de la guerra y de la peste, trae la muerte a los vivos y así se convierte en el que preside sobre los muertos. Esto toma la metáfora de una historia de amor en la tradición posterior.

3.  Deidades relacionadas

En algunas versiones de los mitos, Ereshkkigal gobierna el inframundo por sí misma, pero en otras versiones de los mitos, Ereshkkigal gobierna junto a un marido subordinado a ella llamado Gugalana.

En su libro, Mitología Sumeria. Ereshkkigal fue secuestrada por la fuerza, llevada al Inframundo por los Kur, y forzada a convertirse en reina del Inframundo en contra su voluntad. Para vengar el secuestro de Ereshkkigal, Enki, el dios del agua, se embarcó en una barca para matar a los Kur.

El Kur se defiende lanzando a Enki con rocas de muchos tamaños y enviando las olas bajo el barco de Enki para atacar a Enki. El poema nunca explica realmente quién es el último vencedor de la batalla, pero está implícito que Enki gana. Samuel Noah Kramer relaciona este mito con el antiguo mito griego de la violación de Perséfone, afirmando que la historia griega se deriva probablemente de la antigua historia sumeria.

En la mitología sumeria, Ereshkkigal es la madre de la diosa Nungal. Su hijo con Enlil es el dios Namtar. Con Gugalana, su hijo es Ninazu.

En la mitología hitita, la diosa Sol de la Tierra gobierna como una deidad del inframundo. Aunque la deidad es probablemente de origen proto-indoeuropeo (véase la diosa del Sol de Arinna), este es un aspecto que se cree que ha sido influenciado por Ereshkkigal.

4.  Religión popular sincrética greco-romana

En épocas posteriores, los griegos y romanos parecen haber sincretizado Ereshkkigal con su propia diosa Hécate. En el encabezamiento de un hechizo en el Papiro Mágico de Michigan, que ha sido datado a finales del siglo III o principios del IV d.C., Hécate es conocido como “Hécate Ereschkigal” y es invocado usando palabras y gestos mágicos para aliviar el temor del lanzador al castigo en la otra vida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here